CALIENTACAMAS HUMANO

|

Vaya. No sé. Me parecía tan ridículo que pensé que era una broma. Pero la cosa va en serio, o al menos de momento el calentacamas humano funciona a prueba.

La cadena Holiday Inn ofrece este servicio en tres hoteles: dos en Londres y uno en Manchester. El cliente muy tiquismiquis al que le parezca que las sabanas están un pelin frías, puede llamar a un empleado del hotel que enfundado en un pijama enterizo, y con un gorrito en la cabeza, se mete en la cama hasta que alcance una temperatura ideal para conciliar el sueño. O sea, que no es apto para los que les dé repelús sentarse en el asiento calentorro de unas posaderas ajenas.

De verdad que esto me parece de película de Peter Sellers o así. Eso, o es que hay que hacerse ver a cualquier precio entre tanta competencia.

Visto aquí. Por aquí y aquí otras noticias sobre el asunto.

0 Deja tu comentario pinchando aquí: